Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
12 diciembre 2013 4 12 /12 /diciembre /2013 11:21

Pienso hacer batalla, y quitarles las vidas, con cuyos despojos comenzaremos a enriquecer: que esta es buena guerra, y es gran servicio de Dios quitar tan mala simiente de sobre la faz de la tierra.


Este extracto del capítulo octavo de las hazañas de El Ingenioso Hidalgo Don Quijote de la Mancha, en la que se narra el buen suceso que el valeroso caballero tuvo en la espantable y jamás imaginada aventura de los molinos de viento, bien pudiera ser revivido en nuestros días en que no son molinos de vientos sino bancos; mire vuesa merced, respondió Sancho, que aquellos que por doquier aparecen no son gigantes, y lo que en ellos parecen brazos son las aspas, que volteadas de viento, hacen peligrar la  piedra del molino.

Bien pudieran ser  los molinos, la Constitución, la democracia, la sociedad. La piedra, los ciudadanos. El viento, las circunstancias. Las aspas las leyes. Los gigantes  el Fondo Monetario Internacional, la Comunidad Económica Europea, Los bancos, Fondos de Inversión, la Bolsa, los paraísos fiscales.

 Tan sólo habría que definir a los Molineros, a los que no se hace mención, acaso sean, no todos, los políticos. Y al dinero que en realidad es el trigo.

                Madrid, 12 de diciembre de 2013

Pedro Moreno Parrina

Compartir este post

Repost 0
Published by Pedro Parrina - en ACTUALIDAD
Comenta este artículo

Comentarios

luis miguel 12/12/2013 11:34

No es mala medicina recurrir al Quijote, en estos tiempos que nos está tocando vivir.
Desfacer entuertos, emprender aventuras, ayudar a los oprimidos contra gigantes.......la razón de la sinrazón......

Presentación

  • : El blog de morenolinares.over-blog.es
  • : El arte me emociona, necesito encontrar la realidad a través de la pintura, de la poesía y la contemplación en silencio de algo bello. Después trato de alcanzar ese tiempo perdido en el que solo se aprende a morir.
  • Contacto

Perfil

  • Pedro Parrina
  • Vivo por envidia al incondicional amor que me profesan unas pocas personas, mi madre, mi pareja, mis hermanos. Escribo corroído por la envidia que me provocan  Neruda, Benedetti, Lorca, Cervantes, etc.
  • Vivo por envidia al incondicional amor que me profesan unas pocas personas, mi madre, mi pareja, mis hermanos. Escribo corroído por la envidia que me provocan Neruda, Benedetti, Lorca, Cervantes, etc.

Buscar

Categorías